Ratatouille

Este plato típico de la cocina francesa, se popularizó con Remi, el ratoncito de la película Ratatouille. Un clásico muy sabroso y visualmente muy atractivo, que suelo servir como primer plato o como guarnición; frío en verano y calentito en invierno, se adapta perfecto a todas las estaciones, incorporando así una guarnición saludable integramente hecha con vegetales.

 

Ingredientes

3 tomates perita. Como estos tomates suelen ser parejos en su tamaño, intenta que la berenjena y los zuccini tengan un grosor similar para que el tamaño de las rodajas coincida lo máximo posible.

2 berenjena

2 zuccini

2 cebollas cortadas en aros

200 gr de salsa de tomate o tomate

Aceite de oliva virgen extra.

Pimienta negra recién molida y sal.

Perejil picado c/n

 

Preparación

Lavar bien las verduras con agua y secarlas con papel de cocina.

Empezar cortando las berenjenas porque tienen que recibir un trato especial. Una vez cortadas, salpimentarlas y rociarlas con oliva. Dejarlas así durante media hora dentro de un colador para que liberen su amargor.

Mientras tanto cortar el resto de las verduras en forma transversal, (como para sacar rodajas redondas) en rodajas finas y descartando los extremos. Te recomiendo un corte similar al que ves en la foto.

Para agilizar el corte, ahorrar tiempo y que queden parejos en grosor, lo ideal es utilizar una mandolina, sino usar un cuchillo con buen filo.

Colocar en la base del recipiente para horno la salsa de tomate, reservando un par de cucharas para la terminación. (Ver la receta de salsa de tomates en la sección Tips de cocina)

El siguiente paso es ir armando pequeñas pilas alternando los vegetales cortados e ir ensamblándolas dentro de una budinera o cualquier recipiente para horno que se adapte a la forma; puede ser alargado, redondo, metálico o de vidrio. Rociar en aceite de oliva y llevar al horno.

Si bien la receta tradicional coloca todas las verduras en crudo, para después llevarlas durante 1 hora al horno a 170 grados, yo le hago una pequeña modificación que es pre cocinar las verduras (menos los tomates) en tandas durante 10 minutos en el horno, o bien sarteneadas, para luego formar las pilas con los vegetales. De esta manera lleva unos 15 minutos de horno a 200 grados y los vegetales tienen otro sabor. Ustedes elijan la forma que les sea más práctica.

Desmoldar y servir rociandola con un poco de perejil picado.